CUP, Vertebral y Conifos plantearon dudas e inquietudes comunes al Mineduc

Las tres organizaciones, que representan más del 50 por ciento de la educación superior, entregaron un primer análisis crítico del documento Bases para para una Reforma al Sistema Nacional Superior distribuido por el Mineduc.

El conocimiento integral del proyecto de reforma a la educación superior y la instalación de una mesa de diálogo técnico, previa al inicio del debate político-legislativo, plantearon en conferencia de prensa tres organizaciones educacionales que agrupan a unos 600 mil estudiantes, más del 50 por ciento de los alumnos que siguen estudios superiores en Chile.

Los presidentes de la Corporación de Universidades Privadas (CUP), Jaime Vatter; del Consejo de Instituciones Privadas de Formación Superior (CONIFOS), Rodrigo Cerda, y del Consejo de Institutos Profesionales y Centros de Formación Técnica Acreditados (VERTEBRAL), Gonzalo Vargas, reiteraron también su rechazo a la gratuidad parcial anunciada por el Gobierno.

Propusieron bajar el límite de vulnerabilidad y entregar el beneficio a todos los estudiantes calificados que están dentro de ese segmento, sin discriminaciones. Avalaron sus planteamientos en el hecho de que dos de cada tres estudiantes vulnerables son alumnos de las instituciones que ellos representan.

Debate país

En una declaración pública leída en la conferencia de prensa, señalan que es necesario iniciar el debate país de la reforma a la educación superior de manera integral, y no de forma parcial como se ha venido realizando a la fecha. Para ello, solicitan conocer a la brevedad el proyecto en su integridad, incluyendo los recursos involucrados y su cronograma de implementación. Piden que el Ministerio de Educación entregue una justificación técnica de cada una de las condiciones que se proyecta exigir para adscribir al sistema de compromisos públicos, de manera de evaluar sus efectos sobre el sistema en su conjunto y sobre la autonomía las instituciones educacionales.

Agregan que el sorpresivo anuncio sobre la puesta en marcha parcial de la gratuidad el año 2016 hace aún más urgente el debate, pues se ha entrado al tema del financiamiento sin que se haya discutido el contenido de la reforma y la modalidad en que se transitará hacia el nuevo sistema educacional.

Rechazo a discriminación

Junto con reiterar su rechazo a la discriminación que serían objeto los estudiantes de las instituciones privadas de educación superior con el inicio parcial del proceso de gratuidad, expresan su desacuerdo con que el financiamiento dependa de una glosa de la Ley de Presupuesto, con el riesgo de que una medida transitoria se transforme en permanente, sin la debida deliberación y análisis.

La CUP, CONIFOS y VERTEBRAL sostienen que cualquier política que llegue a implementarse por vía presupuestaria debe estar centrada en los estudiantes, sin discriminaciones arbitrarias y priorizando a aquellos provenientes de las familias con menos recursos.