Rectores de Ues tradicionales acusan “política discriminatoria” por alza de recursos a estatales

Claudio Elórtegui, de la PUCV, y Diego Durán, de la UC del Maule criticaron el presupuesto en educación y lo calificaron de “preocupante”.

SANTIAGO.- “Nos parece una política inconveniente para el desarrollo de la educación superior en Chile, que es discriminatoria. No estamos en contra de dar más recursos a las Universidades del Estado, lo que si planteamos es que en justicia se debieran otorgar más recursos adicionales a las Ues. Tradicionales que han tenido en Chile un quehacer de carácter público”.

Así reaccionó el rector de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso, Claudio Elórtegui frente al detalle del presupuesto en educación que otorga por primera vez un un fondo de $ 34.080 millones en convenio para las Ues estatales.

“Nos ha sorprendido el monto, pensamos que iba a ser más reducido”, sentenció y dijo encontrarse “muy desalentado frente al conocimiento del presupuesto”. Si bien, la máxima autoridad reconoció el aumento del 18% respecto al 2015 en educación superior, “no hay nada de ese incremento para las universidades no estatales del Consejo de Rectores”.

“Se va a los aportes a universidades del Estado y a becas, pero el aumento en becas, que es muy positivo, en el fondo reemplaza a becas por crédito, entonces, a las instituciones no les significa un mayor flujo de recursos netos”, agregó.

Por otra parte, criticó que no haya habido un aumento en el Aporte Fiscal Directo (AFD). “Nos ha sorprendido que el AFD no se incrementa en un 5% real como se venía aumentando en los últimos años. Desde el año 2012, que había sido planteado por el gobierno anterior como una proyección con un aumento del 5% real hasta completar un 50% real. El Ministerio de Educación había dado señales que se mantendría esa política y no se mantiene”.

Misma opinión comparte el rector de la UC del Maule, Diego Durán, quien calificó como “preocupante” la situación. “Con el aumento significativo (a Ues. Estatales) produce una diferencia que genera posibilidades mayores de desarrollo, por lo tanto, el Estado está posibilitando el desarrollo de una respecto de otra”.

Asimismo, aseguró que “hay un reajuste del 3% en el AFD y no tiene que ver con el histórico del 5%. Eso es grave. Se había prometido un 10%, que va directo en beneficio al financiamiento del tipo de universidades como la nuestra y no se cumple. Usted comprenderá que el 3% de $1.200 millones no es nada en comparación con el 3% de los $33 mil millones que recibe la U de Chile, eso es complejo”.

La consecuencia directa, agregó la autoridad, es que “uno tiene que tratar de trabajar con recursos que son muy escuálidos y eso hace muy difícil que las Ues. como la nuestra tengan el despegue que se espera a nivel regional”. Esto se suma, según Durán, a la baja del 34% en los aportes regionales.

Fuente: EMOL